Para cambiar el clima social, Macri anunció una“revolución” de créditos hipotecarios

12/03/2017
Nacional Clarín El País Carlos Galván Pág. 10
La estrategia del Gobierno. La situación económica

Para cambiar el clima social, Macri anunció una“revolución” de créditos hipotecarios

Destinarán $ 85.000 millones para construir casas y mejorar la infraestructura en los barrios más pobres. El Presidente busca recuperar la iniciativa luego de una semana tensa.

Con un escenario social y económico bastante más complejo de lo que el propio oficialismo preveía para esta etapa de su administración, Mauricio Macri hizo ayer un anuncio que apunta a tener alto impacto electoral: relanzó el plan Procrear en el marco de un plan de vivienda e infraestrutura que promete volcar $85.000 millones a la economía en lo que resta del año.

“Estamos anunciando algo histórico, una revolución para el crédito hipotecario. Hay que entender que millones no tienen casa propia porque las múltiples inestabilidades económicas le impidió tener acceso a un crédito que con su trabajo pudiese pagar. Y le transformase ese esfuerzo mensual del alquiler, que es un gasto, en construir esa seguridad, la casa Por cada millón de pesos, anunció Macri, la cuota será de 2.500 pesos mensual, a 30 años. Y agregó: “Si los gobernadores bajan un poquito Ingresos Brutos, la cuota se puede ir a 2.000 pesos por mes”.

El mandatario estuvo acompañado por la gobernadora bonaerense María Eugenia Vidal, el intendente de San Miguel, Jaime Méndez, y los ministros Rogelio Frigerio y Nicolás Dujovne. La presentación fue hecha ayer a la mañana en San Miguel, en el conurbano. Hacia tiempo que el Presidente no se mostraba un sábado en una actividad oficial.

De acuerdo con el anuncio, a los $ 25.000 millones que ya estaban presupuestados para la construcción de viviendas sociales y para hábitat (mejoramientos habitacionales, alumbrado público, pavimento, cordón cuneta, desagües pluviales, entre otros) durante este año, ahora se sumarán casi $60.000 millones más que se destinarán al relanzamiento del plan Procrear, que acaba de ser traspasado a la órbita del ministro del Interior, Rogelio Frigerio.

"Estos $85.000 millones servirán para empezar a saldar el enorme déficit habitacional de la Argentina, que alcanza a 12 millones de personas", dijo a Clarín el ministro Frigerio. El programa fue lanzado durante la administración de Cristina Kirchner. "El Procrear es una buena herramienta, pero a la que debimos hacerle correcciones, sobre todo en el universo al que se pretende subsidiar. Había subsidios para la construcción en barrios cerrados", criticó Frigerio.

El anuncio buscó tener el efecto de un bálsamo en el complicado frente político que se le abrió a la Casa Rosada en las últimas semanas y dejar al oficialismo mejor parado en el arranque de la carrera electoral.
Un breve repaso del momento que enfrenta la administración macrista: el conflicto con los docentes, que volverán a hacer huelga la semana que viene; la masiva protesta de la semana pasada de la CGT y la potencial convocatoria a un paro general para los primeros días de abril; la suba de la pobreza y la indigencia en el último año; una inflación en febrero del 2,5%, más alta de la prevista; y la polémica por el acuerdo entre el Estado y el Correo.

Para empeorar el escenario, hay encuestas que empiezan a advertir una caída en las imágenes del Presidente y de la gobernadora Vidal. El plan de viviendas anunciado ayer apunta a beneficiar a los sectores más relegados de la sociedad y a reactivar la economía que gira en torno a la construcción.

De acuerdo con el anuncio, se segmentará la ayuda del Estado. La gente que cobre menos de dos salarios mínimos (alrededor de $16.000 mensuales) ahora serán los únicos beneficiarios de viviendas sociales. "Antes las viviendas sociales iban a a sectores medios. El kirchnerismo no tenía respuesta para los sectores más vulnerables y por eso crecieron los barrios de emergencia", apuntó el ministro Frigerio. Para estos sectores hay en construcción actualmente 70.000 viviendas. Pero el otro eje central del plan oficial está enfocado en el relanzamiento de Procrear, que estará destinado a hogares con ingresos de entre dos y cuatro salarios mínimos (hasta $32.000). Los que ganen más de cuatro mínimos tendrán la opción de líneas de crédito blandas y a larguísimo plazo que los bancos públicos anunciarán en breve.

Frigerio dio dos ejemplos para Procrear. Una familia tipo de alrededor de 30 años que necesita un millón de pesos para comprar una vivienda. Esa familia deberá poner el 10% del dinero (es decir, $100.000) y el Estado le subsidiará el 40% ($400.000). El restante 50% ($500.000) es financiado por el Nación a largo plazo y a tasas bajas. "La cuota sería de $2.500. Esto es lo revolucionario, es mucho menos de lo que esa familia paga hoy de alquiler", sostuvo Frigerio. Otro caso. Alguien que tiene un terreno y para construir ahí necesita $1 millón. Se lo subsidiará con $400.000 y por los $ 600.000 restantes deberá pagar cuotas de $3.000.

www.prensa.cancilleria.gob.ar es un sitio web oficial del Gobierno Argentino